miércoles, 1 de julio de 2020

UN EMBAJADOR, PARA LA RECONCILIACIÓN DE GUINEA ECUATORIAL… (¿)


* Ha tardado en llegar, como todas las cosas serias; pero ha llegado un nuevo Embajador de Guinea Ecuatorial a España, país conocido como nuestra “Madre Patria”
* Imposible mejor saludo de presentación: “Esta va a ser la Embajada de todos; sin distinción de color, razas o ideologías …” 
* Llega, justo, cuando Guinea Ecuatorial, de dentro y de fuera, suspira por una “Transición” pacífica hacia la democracia y la RECONCILIACIÓN.

Por Severo-Matías MOTO NSA,  Maestro y Periodista, Presidente del Partido del Progreso de Guinea Ecuatorial                                                                                                                                                                          
La noticia del nombramiento, por el Presidente Obiang Nguema, para el delicado y prestigioso cargo de Embajador de Guinea Ecuatorial en España, a Don Miguel EDJANG ANGUEhabía casi desaparecido de la mente de los guineos. Muy especialmente a propósito de la irrupción de la pandemia del CORONAVIRUS chino (Como lo ha bautizado el Presidente Trump)

Es más; los RUMORES (especialidad de esa Guinea Ecuatorial que queremos dejar a tras, después de 52 años de “independencia” sin libertad) habían propalado el infundio de que España había negado el “Placet” a Don Miguel EDJANG ANGUÉ. Pero, por fin, su predecesora (Doña Purificación  ANGUÉ ONDO) ha pasado el testigo (¡Difícil testigo!) a su sucesor.


De Guinea, como no podía ser de mejor sitio, nos llegó la noticia que, desde el pasado viernes, día 27 de junio, había aterrizado en Madrid, Don Miguel EDJANG. Una breve, rápida y eficaz consulta a nuestros círculos diplomáticos, españoles amigos, nos aseguraron la noticia. Casi con la velocidad del rayo, pudimos acudir a los medios cibernéticos del mundo guineo, en España, y pudimos ver y escuchar al nuevo Embajador guineo, embozado en su mascarilla y rodeado de su equipo de trabajo, asegurar:

“A partir de ahora, esta Embajada va a ser la Embajada de todos; sin distinción de color, razas o ideologías …”

Resulta muy difícil no reparar en las circunstancias en que se produce el relevo en la dirección de la Embajada de Guinea Ecuatorial en España.

1.- Muy difícil constatar mayor duración de un Embajador de Guinea Ecuatorial, en España, como la de la predecesora de Don Miguel EDJANG ANGUÉ. Nos referimos a Doña Purificación ANGUÉ ONDO; Una Maestra guineana, transformada en Diplomática; cuya eficacia, en cuanto a acogida del nutrido colectivo guineano que atesta la Península española, solo ha podido ser medida por la tradicional ruptura social entre la ciudadanía guineana Exiliada, huida, refugiada o residente, y el poder dictatorial imperante en Guinea Ecuatorial.

2.- Llega el nuevo Embajador, casi como solución “pacificadora” tras la sonada ruptura entre la anterior Embajadora y el régimen dictador de Obiang Nguema, por la “normal” arbitrariedad del cese del hijo de la Embajadora, de un muy alto cargo Judicial.
3.- No es nada despreciable la circunstancia del estado de salud del Presidente Obiang Nguema, tan claramente deteriorada, como lo dejan ver sus últimas y penosas apariciones públicas… Lo que ha abierto un sonoro grito de “vacío de poder”en Guinea Ecuatorial.
4.- Imposible no pensar en la especial circunstancia histórica en la que se encuentra Guinea Ecuatorial, con la entrada en el juego político, social, económico y humano del proceso o propuesta, ya en marcha, de una TRANSICIÓN  PACIFÍCA a la Democracia en Guinea Ecuatorial.
Esta última circunstancia enmarca muy especialmente al nuevo Embajador en el reto de ser ese puente entre España y Guinea Ecuatorial, por el que debiera y tiene que circular tanto la información (confidencialidad, incluida) y la seriedad del proceso de transición pacífica en marcha.

En este marco, naturalmente nuevo (siempre complicado, diplomáticamente) llega a España el nuevo Embajador de Guinea Sr. Don Miguel  EDJANG ANGUÉ.

No es nada normal, y, desde luego, es nuevo y llamativo que un nuevo Embajador guineano en España, se presente a  su equipo y al público, con un mensaje político, social y diplomáticamente prometedor, en un mundo hasta ahora señalado y asentado en la ruptura entre el régimen y la sociedad guineo ecuatoriana, con un mensaje tan atractivo como el que ha enviado el Embajador, Don Miguel EDJANG ANGUÉ:

“A partir de ahora, esta Embajada va a ser la Embajada de todos; sin distinción de color, razas o ideologías … ”

Razones sobran para desearle, firmeza en sus palabras, éxito en su delicada misión y suerte en su misión de “puente en las relaciones España-Guinea Ecuatorial